Todos locos

Agentes de la Policía Nacional de Benidorm han detenido a dos personas de nacionalidad española y de 51 y 60 años de edad, por un presunto delito de tentativa de homicidio a un trabajador que se encontraba realizando trabajos verticales un edificio de la localidad de Benidorm.

Dos operarios de una empresa de rehabilitación de trabajos verticales se encontraban realizando reparaciones en la fachada de un edificio de la localidad, cuando se percataron de que una de las dos cuerdas que sujetaba a uno de ellos, se había soltado, quedando solamente sujeto con una única cuerda, la llamada “cuerda principal”.

Inmediatamente los dos trabajadores miraron hacia arriba y observaron que desde una de las ventanas había unas manos de una persona manipulando la cuerda principal, percatándose de que la otra cuerda llamada de seguridad o de vida habría sido cortada por esa persona.

Uno de los operarios al ver que su vida pendía de un hilo, y ante el temor de que esa persona cortara la única cuerda que le sujetaba, se aferró rápidamente a la cornisa del edificio para no precipitarse al vacío a la vez que ambos trabajadores gritaban con todas sus fuerzas.

Ante el alboroto, la persona que estaba manipulando las cuerdas de seguridad desde una ventana del edificio, soltó la única que quedaba sin cortar y se ocultó en el interior de la vivienda.

Los operarios que se encontraban a una altura de 13 plantas en el momento de ocurrir los hechos, consiguieron alcanzar el suelo rápidamente y ponerse a salvo sin llegar a sufrir ningún tipo de lesión, dando aviso inmediato a la policía. | @informacion

1.400 Views

Deja una respuesta