wtf

Dafuq

Buscar a una mujer que se pareciese a ella, asesinarla y fingir así su propia muerte. Es el siniestro plan que, según cree la Policía, habrían perpetrado una mujer y un hombre, ambos ya detenidos, en la ciudad bávara de Ingolstadt, en Alemania.

El cuerpo sin vida de la víctima fue encontrado el pasado mes de agosto en un coche con un gran número de puñaladas y el rostro desfigurado. Aunque en un primer momento se creyó que se trataba de la ahora detenida, Shahraban, la autopsia concluyó que no era ella. El cuerpo, en realidad, pertenecía a Khadija, una joven influencer de belleza con quien guardaba un gran parecido.

La Policía, según recoge en un comunicado, cree que el objetivo de la presunta asesina era fingir su propia muerte para escapar de su familia. Tras el crimen, le robó la identidad e incluso vivía en su piso, hasta que las autoridades la detuvieron junto a su pareja por el brutal asesinato de Khadija.

Un macabro plan

Para llevar a cabo su plan, la ahora detenida buscó en Internet a mujeres que se pareciesen a ella y contactó con varias a través de las redes sociales, tratando de convencerlas para reunirse con falsas promesas. A principios de agosto se puso en contacto con la víctima y concertó una cita con el pretexto de participar en un videoclip. | @lasexta

Los mejores chollos en Chollometro

Día tranquilito en este super de Almería

«¡Qué me mata, que me va a matar!», es lo que dice desesperada a gritos la dueña de un supermercado de la localidad nijareña de Ruescas mientras un hombre intenta entrar a su tienda golpeando con una piedra la puerta automática del establecimiento. El presunto autor de los hechos ha sido detenido, para tranquilidad de la mujer.

Lo ocurrido este miércoles por la mañana ha sido grabado en vídeo, un documento gráfico al que ha tenido acceso Diario de Almería. En el archivo, que acompaña a esta noticia, puede verse a un varón de origen subsahariano que arremete piedra en mano contra la puerta del local comercial, que ya presenta fracturas, presuntamente realizadas por la misma persona.

Dentro del supermercado hay varias personas, entre ellas la propietaria del negocio, que ya había denunciado previamente al varón por amenazas. Es ella la que de forma desesperada grita: «¡Para, para, para! ¡Qué me mata, que me va a matar!», mientras otra mujer le dice: «Que te tira la puerta abajo».

Los gritos adquieren auténticas connotaciones de terror cuando la puerta se abre, aunque otro hombre que permanecía en el interior del establecimiento coge de la mano al detenido y lo mantiene fuera mientras éste se dirige alterado a la tendera.

El vídeo finaliza más o menos de esta forma mientras se escucha cómo desde dentro de la tienda llaman a los servicios de emergencias, indicando que se encuentran en Ruescas. Afortunadamente, la Guardia Civil ha acudido presta este negocio del término municipal de Níjar y ha detenido al hombre sin que se hayan producido daños personales tras lo ocurrido, según han precisado a este periódico fuentes cercanas al caso. La Comandancia de Almería ha confirmado que se le imputa un delito de daños. | @diariodealmeria