No me lo creo, hay algo que no cuentan…

La legalidad parece estar reñida a veces con la razón. Y por más que la decisión de una juez de Zaragoza de enviar a prisión a una joven con cinco hijos por el hurto de una botella de aceite se ajuste a derecho, no se antoja a priori la más lógica. Sobre todo, cuando se ha tramitado una petición de indulto ante la ministro de Justicia y la ejecución de la sentencia podría aplazarse hasta su resolución. Pero ni la Fiscalía ni la titular del Juzgado de lo Penal número 4 creen que haya motivos suficientes para conceder a la madre una segunda oportunidad. | @heraldo

1.350 Views

 

150 Views