¿Qué os parece?

La depresión es uno de los mayores problemas de salud pública en el mundo. Se estima que este trastorno afecta a más de 300 millones de personas en el planeta y es una de las principales causas de discapacidad, según los datos de la Organización Mundial de Salud. Lejos de disminuir, esta dolencia ha ido al alza en casi todos los países en las últimas décadas, acompañado también de un ascenso constante y marcado del consumo de fármacos antidepresivos.

A pesar de las diversas opciones terapéuticas, un porcentaje importante de los pacientes con depresión no responde al tratamiento convencional. Sin embargo, en los últimos años, la investigación científica está abriendo la puerta a una esperanza poco convencional para estas personas. Unas moléculas estigmatizadas durante décadas, las drogas psicodélicas, están recibiendo cada vez más atención en el mundo de la psiquiatría como unas potenciales aliadas que podrían tratar la depresión a través de un mecanismo completamente diferente de los antidepresivos más al uso. | @eldiario

700 Views

No en vano me dan pánico las arañas

  • El joven se encontraba en la playa viendo la puesta de sol

  • La araña que picó al británico es de la especie reclusa marrón

  • En un principio los médicos no daban con la causa

Un joven británico de 19 años tendrá que ser intervenido para amputarle dos dedos tras la mordedura de una araña mientras se encontraba en la playa ibicenca de San Antonio.

La araña venenosa que le ha causado el daño al joven se la conoce como araña reclusa marrón, que junto con la viuda negra tiene un potente veneno necrótico, que en algunos casos pueden llegar a ser hasta mortales.

Al chico, natural de Gales, se le convirtieron lo que iban a ser unas vacaciones idílicas en una auténtica tortura. En el Diario de Mallorca aseguró que estaba sentado en unos escalones viendo el atardecer cuando de repente sintió una picadura, pero no vio lo que le había mordido, fue de madrugada, sobre las 5 de la mañana cuando le despertó “una fuerte quemazón” y vio la mano muy hinchada.

Se encuentra a la espera de ser intervenido en Gales

Tras sufrir la picadura el joven ha pasado dos semanas ingresado en el hospital de Ibiza para descubrir qué es lo que le estaba sucediendo en la mano, finalmente las pruebas realizadas llegaron a la conclusión de que se trataba del veneno de una araña.

De vuelta a su país, se mantiene a la espera para que le amputen los dos dedos, pero no descartan que puedan amputar alguno más.

El joven describe la situación como algo fortuito ya que millones de personas acuden al mismo lugar para ver las puestas de sol, pero en este caso le pasó a él. | @telecinco

900 Views