Que agradable sujeto

El eurodiputado búlgaro Angel Dzhambazki, miembro del partido de extrema derecha Movimiento Nacional Búlgaro, ha protagonizado este miércoles en Estrasburgo uno de los episodios más broncos y bochornosos de los últimos años al abandonar el hemiciclo insultando a un colega italiano a voz en grito y realizando un saludo fascista desde las escaleras.

Dzhambazki, conocido por sus opiniones radicales, sus malos modales o su odio a las ONG, además de ser el ponente en la comisión de Asuntos Jurídicos que llevó el suplicatorio de Carles Puigdemont, ha perdido los papeles durante el debate sobre el Mecanismo de Estado de Derecho, el instrumento a disposición de la UE para poder sancionar con el corte de fondos europeos a los países que no respeten las normas y valores comunitarios, contemplados en los Tratados. Este jueves el Tribunal de Justicia de la UE se ha pronunciado sobre la cuestión, dando luz verde a la Comisión Europea para activar cuando quiera, al considerar que sus disposiciones son perfectamente legales. Y por eso la Eurocámara lo debatía, instando a la Comisión a no retrasar más la puesta en marcha, con dos países en la diana: Hungría y Polonia. | @elmundo