médicos

Surrealista. Tal vez, y solo tal vez que no lo sé eh, TAL VEZ el médico receta dieta y hacer ejercicio porque necesitas dieta y hacer ejercicio…

“Desde el minuto uno ya sientes que eres diferente a los otros pacientes. Cuando entras en la consulta, no te puedes ni sentar. La silla tiene brazos y no entras en ella. Tu culo no entra. De pie, entonces, explicas al médico lo que te pasa, dolor en alguna parte, molestias estomacales, cansancio… lo que te pase. Y ves en su mirada la respuesta que te va a dar, que eres obeso (como si no lo supieras) y que todo está relacionado con el peso. Que lo primero es adelgazar decenas y decenas de kilos y, para ello, que haga ejercicio y siga una dieta que figura en una fotocopia que apenas si se lee. Y hasta luego. ¡No se pueden imaginar cómo se siente uno!” | @lavanguardia

¿Creéis que para ser un buen médico la vocación es importante?

Las buenas notas no significan vocación de médico

Un largo debate que desembocó en una reflexión colectiva en el seno del mencionado Consejo Interterritorial sobre la “crisis de vocaciones” en la Medicina. Según se apuntó en esta cita a puerta cerrada entre las Consejerías y el Ministerio, el tema merece una reflexión. Esto se debe a que, según ha podido saber este periódico, se deslizó la idea de que “muchos estudiantes se ven inducidos a elegir Medicina por la presión del entorno, simplemente por haber logrado una nota muy alta” en sus estudios de Bachillerato. Un hecho, según explican estas fuentes, que llevó a la reflexión de que tal circunstancia “no siempre se corresponde con una vocación real” por ser médico. | @redaccionmedica

Últimamente veo muchas noticias por el catalán que te piden en el trabajo, una amiga mia es enfermera, se mudó de Vitoria a Barcelona y en unos días ya estaba trabajando y no tiene catalán

Elena Klusova, medico del Samu y paciente oncológica de Can Misses M. AMORÓS

«Queremos médicos que sepan Medicina, no que sepan catalán». Elena Klusova agita su cartel de protesta a las puertas del hospital Can Misses de Ibiza, la zona cero de la precariedad laboral de la sanidad pública. «Los contratos inestables, la descomunal carga de trabajo, ligados a los problemas para encontrar un alquiler que no se ‘coma’ tres cuartas partes del sueldo hace que muchos trabajadores se quemen y abandonen la isla o directamente no quieran venir». Esta rusa lleva siete años trabajando como médico en el SAMU 112 de Ibiza y Formentera y en este tiempo ha perdido a decenas de compañeros. La puntilla es que «encima nos obliguen a tener un título de catalán».

Nadie quiere trabajar en este hospital ibicenco. La semana pasada se marcharon una decena de enfermeras. La anterior, una cardióloga, una traumatóloga y el jefe de servicio de anestesia; y sólo hay un oncólogo para toda la población. Faltan cardiólogos, anestesistas, reumatólogos… Se necesitan al menos 33 especialistas para completar el organigrama. Tampoco hay médico internista en Formentera y eso está obligando a trasladar a los pacientes en helicóptero hasta Ibiza. Más saturación. | @abc

Los mejores chollos en Chollometro