Web
Analytics Made Easy - StatCounter

Tres adolescentes han sido detenidos en Benicarló (Castellón) por raptar, maniatar y torturar durante horas a un hombre y retransmitirlo en un directo a través de la red social de Instagram, según ha informado ‘El Periódico Mediterráneo’.

Los adolescentes de 16, 17 y 18 años, que pasaron este martes a disposición judicial y han sido privados de su libertad, serán juzgados por intento de asesinato y detención ilegal de este hombre de unos 30 años que ahora se encuentra ingresado en el Hospital General de Castellón. La víctima está en estado muy grave, con fuertes traumatismos craneoencefálicos, y costillas y vértebras rotas. Además, el periódico ha informado que podría perder una mano como consecuencia de lesiones severas en un brazo. Se sospecha que los agresores y la víctima vivían juntos.

Según las primeras investigaciones, la víctimas y sus agresores se conocían, se sospecha que incluso pudieran vivir juntos en el inmueble donde sucedieron los hechos, un domicilio okupado del número 18 de la calle San Isidro, en la localidad de Benicarló. La reconstrucción de los hechos ha llevado a los investigadores a pensar que el motivo de la brutal agresión podría ser económico, y que la intención de los jóvenes fuera sustraer a la víctima el efectivo del que disponía en el banco.
Por este motivo, secuestraron a este hombre en la madrugada del domingo para someterle a torturas con una llave inglesa y una batidora industrial, como mostraban en el vídeo de la red social, donde aparecían los presuntos autores fuera de sí con la víctima maniatada, llorando y suplicando que cesaran con sus macabros actos.
Un espectador da el aviso a la Guardia Civil.

En las imágenes se puede ver como los adolescentes consumían algún tipo de droga fumada y mostraban a través del directo de Instagram todas las agresiones. Amenazaban de muerte al hombre secuestrado por pederastia y por haber violado a una niña, pero no existe ningún indicio de que esto sea verdad.
Un espectador del directo fue quien dio el aviso a la Guardia Civil poco después de que comenzaran con el directo en la red social, ante la brutal violencia que estaban protagonizando estos adolescentes. Grabó el vídeo y lo presentó en el cuartel, donde comenzaron a buscar la vivienda hasta localizarla a las 16:00 horas del mismo domingo. Fue entonces cuando los agentes sorprendieron a los agresores, uno de ellos llevaba la cartilla bancaria de la víctima. | @cadenaser

1.600 Views