Ojo. Por si alguien quiere viajar con el certificado en otros idiomas o dialectos…

Sin poder volar por presentar un test de antígenos en gallego: esta es la historia del coruñés Iván Mato, un coruñés residente en Reino Unido que regresó a su ciudad, con su mujer y su hijo pequeño, para pasar las vacaciones. Para volver al archipiélago, la legislación británica le pedía un test de antígenos que realizó en una farmacia y que luego debió subir con antelación a la página web de Vueling, la compañía en la que había contratado el viaje, junto con el certificado de vacunación. La empresa afirma que un trabajador revisa si los documentos están en orden, y, según ha enseñado a este diario, Mato recibió un documento que le decía estaban “correctamente validados”. Pero a la hora de embarcar en el aeropuerto de Santiago, se encontró con que no podía subir porque la legislación británica solo admite pruebas en castellano, inglés o francés, y la suya estaba en gallego. Quedó en tierra, junto con su mujer, su hijo, y una pareja en la misma situación. Y sin devolución del importe. | @laopinioncoruna

650 Views