Un señor italiano inconsciente en el suelo y la policía sin hacer nada, vergonzoso - Tres Ubres Dobles