A ver si te ayudan algunos comentarios, pero eso tiene que salir de ti, la decisión

Buenas Anna, me gustaría que publicases esto en el blog porque creo que la gente que visita esto tienen algo de criterio y me gustaría tener diversas opiniones poque tengo un dilema brutal para mi vida. Tengo 28 anos soy ingeniero civil y ahora mismo estoy trabajando en USA desde hace casi 2 anos (no tengo la letra ene en el teclado perdón). El tema es el siguiente tengo una pareja en Espana desde hace 5 anos es funcionaria y es fiel, para yo venir me dijo que si con la condición de volver (que pasariamos lo que tarde en terminar el proyecto haciendo skype viviendo ella bla bla bla es dificl de cojones la verdad). La cosa es que me planteo en volver a Espana o no por lo tanto debería de romper la relación porque obviamente siendo funcionaria no creo que deba perder un trabajo para toda la vida. Pero ahora volviendo sí seremos felices y maravillosos pero y mi vida profesional? conseguire un trabajo tal y como va el país. Voy de mantenido una temporada pero luego… No sé que opinas o que opina la gente pero me gustaría tener una muestra de opiniones.

Gracias

Deja una respuesta

La alcaldesa de Chicago excluye a periodistas blancos de una ronda de entrevistas para primar a las minorías

La alcaldesa demócrata de Chicago, Lori Lightfoot, seleccionó a periodistas pertenecientes a minorías para entrevistas individuales con ocasión del segundo aniversario de su elección, una polémica decisión que justificó por la falta de diversidad entre los periodistas que cubren la alcaldía. | @abc

Alba Nevado, la azafata rechazada por tener una talla 46

Su [VÍDEO] en Instagram.

Al comunicar su situación a los responsables de la marca, estos le dijeron que podían ofrecerle, como mucho, una talla 42 o bien podría acudir a trabajar con un traje negro. Al día siguiente, Alba entró a trabajar con una hora de antelación, interesada en resolver la situación cuanto antes, pero cundo la vieron, los responsables se refirieron a ella como «la del problema». «Como si tener una talla 46 fuese un problema», resume la joven.

Como es lógico, la talla 42 que le ofrecieron no le quedaba bien. Como segunda opción, le dieron un pantalón masculino «que como es más grande a lo mejor me está bien, pero tampoco». Después, los responsables fueron a mirar más tallas, pero no había. «Me dijeron que lo sienten mucho, pero que me mandan a mi casa porque no puedo trabajar sin uniforme. Como si el problema fuera mío«. Recordemos, de esta, íbamos a salir mejores…

La joven ha denunciado que esta situación que ha tenido que vivir no es nada justa, pues está cualificada para el empleo: «Como si mi imagen fuese lo único que sirviera para trabajar en un puesto para el que sé que soy lo suficientemente válida». Además, Alba añade: «Como no encajo en el canon de belleza que a día de hoy conocemos, pues no tienen talla para mí, por tanto, no puedo trabajar».

Alba no dudó en compartir el vídeo, que grabó nada más salir del recinto ferial: «Te sientes como una auténtica mierda cuando no tienes el problema. Mi problema no es tener una talla 46, mi problema es que gente que ofrece un puesto de trabajo, sabiendo la talla que tengo, no esté preparada para asumir que tiene que tener un uniforme de esa talla para poder trabajar». | @20minutos


¿Qué os parece el culebrón? Me suena que cogían azafatas finas y altas por el tema de comodidad al ser pasillos estrechos y poder llegar a las baldas del equipaje que están encima de los asientos…